Soy un médico holístico lo que les digo a mis pacientes para reducir el riesgo de cáncer de cuello uterino.

Siendo un médico holístico, comparto con mis pacientes cómo reducir el riesgo de cáncer de cuello uterino.

Retrato de una mujer riendoJayme Burrowsdirectrices de comercio

Según los CDC, más de 42 millones de personas en Estados Unidos están siendo afectadas por el virus del papiloma humano (VPH). El VPH, una infección de transmisión sexual muy común, puede llevar al desarrollo de cáncer de cuello uterino, un problema de salud global que afecta a mujeres de todas las edades.

Estudios recientes han señalado un aumento en los casos de cáncer de cuello uterino asociados a infecciones por VPH. Si bien esto es preocupante, la buena noticia es que muchos casos de cáncer de cuello uterino pueden prevenirse mediante cambios proactivos en el estilo de vida. También es importante tener en cuenta que el cáncer de cuello uterino, aunque es un problema de salud grave, no es una inevitabilidad frente a un resultado positivo en una prueba de Papanicolaou para VPH.

Con más del 90% de mis pacientes siendo mujeres que buscan enfoques holísticos para la prevención del cáncer, puedo afirmar que tomar un enfoque proactivo con las elecciones de estilo de vida puede tener un impacto significativo en los resultados de la salud cervical. Veamos tres formas holísticas en las que ayudo a mis pacientes a apoyar sus sistemas inmunológicos para combatir el VPH y reducir el riesgo de cáncer de cuello uterino. Estas pueden ser estrategias complementarias para la prevención del VPH junto con la vacunación:

Alimenta el sistema inmunológico con ingredientes funcionales

Un sistema inmunológico robusto es la mejor defensa de tu cuerpo contra el VPH de alto riesgo. Para apoyar tu salud inmunológica, considera incorporar los siguientes nutrientes en tu rutina diaria:

Hongos medicinales

  • Alimentos: Tradicionalmente utilizados en diversas culturas por sus posibles beneficios para la salud, los hongos medicinales contienen compuestos bioactivos que, cuando se cocinan, pueden ayudar a mejorar la función inmunológica, tienen propiedades antiinflamatorias4 y pueden ayudar a regular la respuesta inflamatoria del cuerpo.
  • Suplementos: El compuesto hexosa correlacionada activa (AHCC, por sus siglas en inglés) es un compuesto medicinal derivado del micelio del hongo shiitake. Este extracto natural ha sido objeto de investigación exhaustiva5, consolidando su reputación como un nutriente potente que apoya el sistema inmunológico. Se ha demostrado que el AHCC mejora la capacidad del sistema inmunológico para eliminar infecciones por VPH de alto riesgo6, en particular, en un plazo de seis meses, reduciendo potencialmente el riesgo de cáncer de cuello uterino con una dosis de 1,5 gramos dos veces al día. Asegúrate de consultar con tu médico si estás interesado en probar este suplemento.

Vitamina C

  • Alimentos: Abundante en frutas cítricas, fresas y pimientos, la vitamina C actúa como un antioxidante potente que mejora la respuesta inmunológica.
  • Suplementos: Para el apoyo inmunológico, se recomienda un consumo diario de vitamina C en el rango de 200 a 1,000 mg. La vitamina C es soluble en agua, lo que significa que el cuerpo no almacena cantidades en exceso, por lo que es seguro consumir dosis más altas, especialmente durante períodos de enfermedad o mayor demanda del sistema inmunológico. Aquí tienes algunos suplementos que proporcionan vitamina C en dosis eficaces.

Folato

  • Alimentos: El folato es una vitamina B que se encuentra en muchos alimentos como lentejas, huevos, espinacas y plátanos. Necesitamos folato para producir ADN y para la división celular.
  • Suplementos: Hay investigaciones que muestran que las mujeres con niveles bajos de folato tienden a tener tasas más altas de cáncer de cuello uterino por VPH7. Por lo tanto, es importante aumentar esos niveles para ayudar a mitigar ese riesgo, y ahí es donde puede entrar un suplemento.

Mantente hidratado/a

El agua puede parecer simple, pero su papel en el apoyo al sistema inmunológico no puede ser subestimado (¡por eso escribí un libro entero al respecto llamado Quench!)

¿Qué hace que el agua sea tan esencial para la inmunidad? Bueno, una hidratación adecuada mantiene el volumen de sangre y la circulación, asegurando que las células inmunológicas puedan viajar eficientemente por todo el cuerpo para identificar y responder a los patógenos.

Las células inmunológicas, como los glóbulos blancos, requieren un entorno interno equilibrado para funcionar de manera óptima. Mantenerse hidratado/a asegura que puedan reconocer y atacar patógenos de manera efectiva.

También es esencial mantenerse hidratado/a para eliminar productos de desecho y toxinas del cuerpo, reduciendo la carga del sistema inmunológico. Esto permite que el sistema inmunológico se centre en defender contra infecciones en lugar de lidiar con toxinas internas.

LECTURA RELACIONADA: 10 formas de rehidratarse rápidamente y evitar la deshidratación en primer lugar

Reduce el estrés

La reducción del estrés es un componente crítico en la prevención del cáncer de cuello uterino, ya que desempeña un papel significativo en la salud general y la función inmunológica. El estrés crónico puede debilitar el sistema inmunológico, haciendo que el cuerpo sea menos efectivo para combatir infecciones, incluido el VPH de alto riesgo. Para reducir el estrés diario, considera estos métodos holísticos:

  • Sé consciente: Practicar técnicas de atención plena y meditación puede ayudar a manejar el estrés promoviendo la relajación y reduciendo la ansiedad. Aquí tienes algunas prácticas conscientes que permiten a las personas mantenerse presentes en el momento, minimizar el impacto de los factores estresantes y mejorar el bienestar mental en general.
  • Muévete: La actividad física también es unreductor de estrés natural. Libera endorfinas, las hormonas del bienestar del cuerpo, que pueden mejorar el estado de ánimo y aliviar el estrés. Participar regularmente en ejercicio, ya sea yoga, caminar u otras formas de movimiento, puede ser altamente efectivo para reducir el estrés. Salir a la naturaleza para hacer ejercicio también puede ser un alivio de estrés adicional.
  • Utiliza terapias holísticas: Por último, la aromaterapia, laacupuntura y el masaje pueden ser herramientas valiosas para reducir el estrés. Promueven la relajación, equilibran la energía y alivian la tensión, ayudando a gestionar eficazmente los niveles de estrés.

Conclusión

Al incorporar una nutrición adecuada, hidratación y métodos de reducción del estrés en tu rutina diaria, puedes fortalecer tu sistema inmunológico, lo cual puede ayudar a reducir el riesgo de cáncer de cuello uterino. Adoptar un enfoque holístico y proactivo para tu salud inmunológica también mejorará tu bienestar general y tu calidad de vida, ¡otra razón más para comenzar a implementar estos consejos hoy mismo!


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *